Share, , Google Plus, Pinterest,

Print

Posted in:

La importancia de la corona de Adviento

Con la celebración navideña litúrgica oficialmente en marcha, es necesario entender la festividad.

El pasado domingo 29 de noviembre se prendió la primera vela de la corona de Adviento, lo que representa el principio del recuerdo divino.

Con el fuego de la primera vela inició el Año Litúrgico, y con ello, el Adviento, el cual, desde su origen etimológico, nos invita a prepararnos para la venida de Cristo. El morado impacta en las iglesias, así como el color y la unión entre los fieles, las familias, y la armonía de cánticos por el nacido en Belén.

Aparentemente una tradición pagana, la corona de adviento fue tomada como tradición cristiana para simbolizar progresivamente la cercanía de la Navidad. Hoy es una de las tradiciones más populares que la acompañan. Un círculo perfecto que no contempla un principio ni un fin.

Las cuatro velas representando los cuatro domingos, mientras que el color verde con la cual debe contar es el recuerdo de la vida de Jesús en nuestras vidas.

Así, con la luz de vela tras vela, somos testigos de la cercanía de la llegada de Cristo al mundo y del ejemplo de humildad, de quien, pudiendo nacer en un palacio, escogió el pesebre.

Share, , Google Plus, Pinterest,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *